11/07/2016

Concursos en redes sociales: ¿Cómo hacerlo bien?

Los concursos en redes sociales, principalmente en Facebook, Twitter o Instagram son, sin duda, una de las mejores formas de conseguir que la gente interactúe con tu marca

Los concursos en redes sociales, principalmente en Facebook, Twitter o Instagram son, sin duda, una de las mejores formas de conseguir que la gente interactúe con tu marca, que ganes notoriedad, nuevos seguidores o que se identifiquen más con tu marca. Pero también son una buena prueba de cómo funciona tu página.

¿Cómo hacer un concurso en las redes sociales?

No hay nada peor que un concurso sin participantes, así que te cuento algunas de las cosas que siempre tenemos en cuenta cuando organizamos alguno. Una especie de mini manual de buenas prácticas de concursos en redes sociales:

  • ¿Por qué hacemos un concurso? ¿Queremos ganar nuevos fans o aumentar las interacciones de los que ya tenemos? ¿Nuestro objetivo es fidelizar más a nuestros clientes? ¿O incentivar que nos conozcan? ¿Quizá que vengan al punto de venta? ¿Que entren en nuestra nueva web? Esta pregunta es clave y a partir de aquí debe de partir toda la estrategia digital del concurso.
  • El funcionamiento: Que sea muy muy sencillo. Muchas veces tendemos a obligar al usuario a hacer 6 cosas diferentes para participar. A la tercera se cansará y lo dejará por imposible.
  • El premio: Es fundamental que sea un premio atractivo, pero no es necesario que sea un premio caro. Piensa en algo que a tus clientes podría servirles, darles un servicio o hacerles ilusión. Si podemos regalar un cheque de 1000€ perfecto, pero a lo mejor con una cena de 20€ también vale.
  • Las bases: No hagas un concurso sin  bases, sobre todo si tu objetivo más que aumentar tus interacciones es conseguir nuevos fans/clientes. Te sacarán de más de un marrón.
  • No copies las bases de un concurso de la competencia: Asegúrate que las bases sirven para tu concurso y que hacen referencia a todas las incidencias que puedan suceder.
  • ¿A través de aplicación? Muchas veces es necesario, pero no siempre. ¡Atención! Cuando tu público no sea un gran usuario de redes sociales, perderás algo de interacción ya que las aplicaciones solicitan permisos a los usuarios. Si tu público es joven y acostumbrado a participar en concursos, dará lo mismo.
  • Siempre aparece el que no se entera para poner a prueba la estructura del concurso: Clásico usuario que se apunta a tu concurso pero participa donde no debe, no le abre la aplicación, no sabe si su participación es válida o no es capaz de explicar a sus amigos donde tienen que votarle. ¿Remedio? Que tu concurso sea fácil y toneladas de paciencia del cm.
  • Siempre aparece alguien enfadado: Dícese de ese usuario que ve que no va a ganar tu concurso y entonces se dedica a protestar por las bases, la temática, porque vota mucha gente, porque el concurso es muy abierto, porque el concurso es muy cerrado o porque no va a ganar. Paciencia y unas bases bien pensadas te servirán para anularle. Algunas veces pueden neutralizarlos incluso tus propios usuarios.
  • Compra de votos o likes: A todos nos ha pasado. Diseñas un concurso bonito, agradable para el público, con una buena usabilidad, que tiene un premio atractivo que te ha costado un montón sacarle al cliente y de repente, tienes 100 comentarios en tu cuenta insultándose entre todos porque un usuario ha recibido casualmente 5000 votos de personas que viven a miles de kilómetros de España. Si haces el concurso a través de aplicaciones ya es prácticamente imposible que haya este tipo de trampas, pero como busques nuevos fans y tu premio merezca la pena lo intentarán. Te protegerán de ellos unas buenas bases y un guante de seda de tu gestor de redes. Píllales lo antes posible y actúa rápido.
  • ¿Cómo saber si tu concurso ha funcionado? ¿Has conseguido un montón de nuevos fans relevantes para tu marca? ¿Tienes nuevos fans pero no son relevantes porque están lejos?¿Tienes a toda tu comunidad enfadada porque  habéis elegido ganador del concurso a alguien que no se lo merecía? La mejor  forma de saber si tu concurso funciona es haberte marcado previamente unos objetivos con dos opciones, resultado mínimo admisible y un buen resultado. ¡Suerte!

Quedan un montón de cosas en el tintero, pero que se pueden resumir en solo una más. No dejes nada a la improvisación ya que un mal concurso puede hacer que dañes una buenísima reputación, recurre siempre una agencia marketing digital como la nuestra.